NASA: Así es el cráter de Chicxulub, lugar donde se impactó el asteroide que extinguió a los dinosaurios

La extinción de los dinosaurios es un tema de interés general del que cada cierto tiempo se conocen más detalles, como el lugar donde hizo impacto el asteroide y los detalles que lo rodean.

El pasado mes de noviembre la NASA detalló que hace 66 millones de años un asteroide cayó en lo que ahora es la Península de Yucatán, causando desastres naturales como tsunamis, incendios forestales y una nube de ceniza y polvo que abarcó toda la Tierra, bloqueó el Sol y enfrió el clima. La consecuencia de este impacto fue el término del 75% de todo tipo de vida en la Tierra. Sí, incluida la de los dinosaurios.

¿Cómo se determinaron las consecuencias? La historia fue reconstruida, detalló la NASA, con evidencia de todo el mundo, la cual apuntaba a un cráter de 180 kilómetros de diámetro ubicado cerca de la ciudad Chicxulub.

El cráter de Chicxulub que se encuentra parcialmente en la tierra, es el cráter de gran impacto (depresión que deja el impacto de un meteorito en la superficie) mejor conservado de la Tierra, mismo que durante millones de años ha estado enterrado bajo capas de piedra caliza, aunque los restos aún son visibles en la superficie.

Al borde del cráter se encuentra un arco de 250 kilómetros de sumideros, los cuales la gente conoce como cenotes. Sin embargo, el área carece de agua superficial debido al paisaje de piedra caliza soluble (kárstico), misma en la que se infiltra el agua de lluvia (por su acidez), permitiendo crear pozos de disolución, cenotes y cuevas, así como el río subterráneo más largo del mundo.

La NASA explica que, cuando las gruesas capas de piedra caliza se erosionan, los sedimentos calcáreos “se lavan en la amplia y poco profunda plataforma de Yucatán”, además de que permiten la dispersión de la luz, causando una reflectividad que le da al agua su color característico cuando es vista desde el espacio (a continuación la imagen):

“Cuando flota cerca de la superficie, el sedimento parece de color marrón oscuro, pero a medida que se hunde y se dispersa, el color cambia a tonos de verde y azul claro”, detalló la NASA, que también explica que cuando las aguas costeras son agitadas, estas pueden provocar que los sedimentos queden en suspensión haciendo que el mar se vea de color blanco o pálido.

Teniendo como referencia la imagen mostrada, es preciso señalar que el cráter de Chicxulub se encuentra al norte de Mérida, que en el mapa se muestra como una área de color gris-marrón, tierra adentro.

Ultimas Noticias