CURIOSIDADES DE ‘LOKI’: 10 DATOS QUE QUIZÁ NO SABÍAS DE LA SERIE QUE HA PUESTO MARVEL PATAS ARRIBA

Desde que Marvel Studios anunció sus tres primeras series originales para Disney +, estaba claro que la del Dios del Engaño era la que más iba a dar de qué hablar. Ya solo porque el desaparecido Loki volviese en la piel de Tom Hiddleston tras su trágico final en Vengadores: Infinity War, el público tenía las expectativas por las nubes.

Tras seis capítulos que han conseguido dejar boquiabiertos a casi la totalidad de los fans, ha llegado su apoteósico final. Y si una serie acababa -cuidado, spoilers a continuación-, todo un universo de posibilidades se abre paso para Marvel. Y quien dice un universo, dice varios.

Siendo una serie de lo más compleja, en LOS40.com hemos querido reunir diez curiosidades de lo más destacables de Loki. Ya avisamos que habrá algún que otro spoiler si no has visto aún la temporada completa, aunque si lo has hecho (si no, puedes sucribirte a Disney+ aquí), desde luego que habrá alguna sorpresa:

1. El cameo de Chris Hemsworth
Aunque sea ya un protagonista de los pies a la cabeza, Loki no se puede entender sin su hermano Thor. El Dios del Trueno le ha acogido en todas sus películas, alternándose en ellas los papeles de villano y co-protagonista. Y en la propia serie del Dios del Engaño, por supuesto, no podía faltar.

Sí, sabemos que Chris Hemsworth no es una persona que pase precisamente desapercibida en escena, por lo que su presencia en una escena fugaz sólo podía ser captada por los fans más leales del australiano:

Thor Rana en el capítulo 5 de ‘Loki’, ‘Viaje al misterio’. / Disney +
Cuando la cámara atraviesa la tierra para ver el refugio de los Lokis en el Vacío, se puede ver enterrado el Mjölnir del Dios y una versión en rana del mismo. Saltando dentro de un bote hacia su martillo, la etiqueta con el número 365 no es casual: en ese número del cómic de héroe hace su debut el Thor Rana.

Ahora, ¿qué pinta Hemsworth en todo esto? Muy sencillo, en la voz del anfibio. El propio actor grabó los sollozos del animal, por loco que parezca. Eso sí, su aparición iba a ser mucho más extensa en una pelea con Loki por haberle convertido en rana en su dimensión. Finalmente, todo quedó recortado a un mero cameo.

2. Una serie clave para el futuro de Marvel
Después de la locura que supuso Thanos y su temido guantelete, ahora el Universo Cinematográfico de Marvel tiene que centrarse en otra cosa. Después de 22 películas formando el arco de su villano y posterior derrota, ahora la factoría debe centrarse en otra cosa.

Pero, ¿qué puede superar al Titán loco y su ambición genocida? Por supuesto, una apuesta más fuerte por el lado ‘galáctico’ marvelita y todas las tramas que los cómics nos han dejado. Si en películas como Capitán América: Civil War se esquivavan las tramas multidimensionales, ahora está claro que lo abordarán de lleno.

Además de su final, toda la serie de Loki ha abordado desde el principio la posibilidad de muchas otras realidades. Por tanto, el multi-verso está confirmado, así como ha aclarado las futuras tramas delas películas más inmediatas de Marvel.

3. Doctor Strange al rescate
Cuando Wanda Maximoff (Elizabeth Olsen) fue confirmada para Doctor Strange in the Multiverse of Madness, la comunidad marvelita enloqueció. Después del brutal crecimiento que la Bruja tuvo en su propia serie, está claro que será todo un filón en la segunda película del hechicero.

Ahora bien, después de que el final de Loki haya dejado ver que el multiverso ya es una realidad, ¿no tiene pinta de que Hiddleston se dejará caer por el Sanctum Sanctorum? Según ha publicado The Hollywood Reporter, el actor podría estar confirmado en la secuela del hechicero supremo.

Aunque aún falte la confirmación oficial de Marvel, lo cierto es que la participación del guionista Michael Wadron en ambos proyectos deja claro para muchos lo inevitable: un trío de magos que ya se ha visto en los cómics.

4. El origen del Loki caimán
Cuando las versiones alternativas de Loki ocuparon la pantalla, hubo una de sus variantes que conquistó con diferencia a la audiencia. No se trata ni del Loki Clásico ni del Loki Niño, sino del Loki Caimán.

Escasean los detalles de su origen, pues sólo se sabe que se comió un gato -y la mano de una de las variables del protagonista en el vacío-. Los cómics no tienen rastro de este animal, por lo que uno de los guionistas de la serie tuvo que explicar su tierno origen:

Se trata de una idea de Wadron, que sacó de una campaña de un caimán como animal terapéutico para ayudar a superar la depresión. Aunque no tiene un peso relevante en la trama, muchos lo han elevado al podio de Baby Groot y Goose.

5. Su adaptación exprés en Los Simpson
Entre tanta línea temporal, el Dios del Engaño ha tenido el detalle de pasarse por Springfield. Con motivo del estreno de la serie, Disney + lanzó un corto en el que Loki llegaba a la casa de los Simpson desde Asgard para revolucionarlo todo.

Además, cuenta con una escena postcréditos en la que la jueza Renslayer le acusa de crímenes contra la Sagrada Línea Temporal y de usar acento británico siendo un personaje de origen nórdico. Simplemente, los Simpson.

6. Diversidad sexual
La promoción de la serie desveló algo que los fans llevaban esperando mucho tiempo. A modo de hoja de registro, el género del Dios se desvelaba como “fluido”. Aunque en varias entrevistas el actor abría paso a ese camino, Marvel ha decidido convertirlo en canon.

Además, en una conversación son su variante Sylvie dejaba caer su orientación sexual. Loki desveló su bisexualidad al confirmar que había estado con “príncipes y princesas”, algo que la Comunidad LGTBiq+ celebró. Parece que la promesa de Kevin Feige de una Fase 4 más diversa no caerá en saco roto.

7. Un fichaje adelantado
Las nuevas películas de Marvel se adentrarán en el lado más galáctico, y títulos como Ant-Man y la Avispa lo dejaban claro. La tercera parte de la trilogía llevará por título Quantumania, y confirmó a Kang El Conquistador como su villano principal.

Jonathan Majors -el actor fichado para el papel- se estrenaría en el MCU en 2023, aunque ha decidido adelantarse y presentarse en Loki. Tras las puertas del castillo en el que se regula el tiempo de la realidad se encontraba su variante, a la que Sylvie acaba matando.

Esto acaba cumpliendo su promesa de ramificar la Sagrada Línea Temporal, y el mismo Loki acaba en una dimensión en la que él mismo controla la TVA sin esconderse tras los Guardianes del Tiempo. Un cameo sorpresa de alguien que, sin duda, veremos mucho por los próximos proyectos marvelitas.

8. Amor Pandémico
Si bien Loki ya era una serie retorcida de por sí, el hecho de que el protagonista y su variante se enamoren termina por rizar el rizo. Tiene sentido, eso sí: ¿quién, sino otro Loki, podría robarle el corazón al mismísimo Dios del Engaño?

Pero lo cierto es que nunca fue algo evidente. Los primeros guiones de la serie simplemente dejaban entreverlo, una tensión que ya se ha visto en otras películas de la factoría entre más personajes. Sin embargo, el parón provocado por la pandemia de 2020 hizo reflexionar a sus guionistas y reconducir el arco narrativo hacia un narcisista y egocéntrico giro de amor -propio- entre los dos protagonistas.

9. Las referencias del Vacío
En el mismo lugar donde está atrapado el Thor rana, hay otro montón de referencias que sólo el ojo fan fue capaz de identificar. El vacío, visto en el capítulo 5 de la temporada ‘Viaje al Misterio’, tenía objetos de lo más interesantes en él.

Desde guiños de lo más humorísticos como el helicóptero de Thanos -en el que el Titán se sube para luchar contra Spidey en los cómics-, a incluso la nave de Ronan de Guardianes de la Galaxia o la Torre Stark -.a versión de los tebeos remodelada por Kang el Conquistador, eso sí-. Y de ahí, a guiños que dan lugar a teorías aún más locas.

10. Las inspiraciones más locas para Loki
Según contó en Vanity Fair, el guionista de la serie Michael Wadron tuvo unos referentes de lo más originales a la hora de escribir. Viniendo de los capítulos de Rick y Morty está claro que controla a la perfección los saltos temporales, aunque él mismo aseguró que le faltaba profundidad.

Por ello, aseguró al medio que se fijó en diálogos de Mad Men, películas de Quentin Tarantino o incluso en Blade Runner. Y, si se ve con detenimiento, hay similitudes que parecen verdaderos homenajes.

 

error: Este contenido esta protegido !!