La competencia a Starlink, OneWeb, coloca 34 nuevos satélites en órbita

A día de hoy, a pesar de que sólo oigamos hablar de SpaceX y su sistema de satélites Starlink, hay multitud de empresas buscando ofrecer Internet desde el espacio, por ejemplo el servicio de Amazon. Pero una de las que mas trayectoria tiene, de hecho desde antes que Starlink, es OneWeb. La compañía ha colocado estos días 34 nuevos satélites en orbita para su servicio de internet satelital.

El lanzamiento se produjo desde el cosmódromo de Baikonur en Kazajistán. A bordo de un cohete ruso Soyuz 2.1b los 34 satélites de OneWeb fueron lanzados al espacio. ¿Su objetivo? Alcanzar la órbita terrestre baja a uso 450 kilómetros de altura sobre la superficie de la Tierra.

La idea de OneWeb es ofrecer una conexión a internet de “semibaja latencia”. No queda del todo claro a qué se refieren con esto, pero esperan velocidades de descarga para las estaciones receptoras en la Tierra de hasta 50 mb/s. Van a ser velocidades más bajas que las de Starlink, que ya ofrece velocidades superiores a los 100 mb/s.

La novena misión (y una quiebra de por medio)

Si bien el lanzamiento estaba programado en primera instancia para el jueves 19 de agosto, por diversos problemas fue retrasado hasta el sábado 21 de agosto. El ritmo de lanzamiento de la compañía también es más bajo que el de Starlink de SpaceX. Se trata de la novena misión de OneWeb en comparación con las decenas ya lanzadas por Starlink.

Ahora la compañía está completando la segunda fase de la construcción de su “constelación” de satélites en órbita. Planean tener 6.372 satélites para completar la segunda fase del proyecto.

Una vez tenga suficientes en órbita, podrá comenzar a ofrecer servicio de internet satelital. Actualmente la compañía tiene un total de 288 satélites en órbita. Necesita un total de 600 satélites para una cobertura global y adicionalmente otros 48 adicionales.

Originalmente OneWeb quería tener 48.000 satélites en su segunda fase. ¿Qué ha hecho que reduzca ese objetivo casi siete veces? Las dificultades que afronta la compañía. En marzo de 2020 anunció su entrada en bancarrota por no poder afrontar los costes de desarrollo. Afortunadamente, unos meses más tarde fue rescatada gracias a que Reino Unido y una empresa india se hicieron con ella.

 

error: Este contenido esta protegido !!