Podría Adele enfrentar una multa por el video de su nueva canción.

La cantante Adele estrenó su sencillo después de cinco años, “Easy On Me”, en el que decide explicar a su ahora exmarido Simon Konecki y a su único hijo por qué decidió poner punto final a la relación matrimonial.

La buena noticia de esta situación es que la cantante obtuvo una respuesta positiva con el lanzamiento de su nuevo sencillo, la mala noticia es que podría enfrentarse a una demanda por el municipio de Doncaster, en Inglaterra.

El motivo de esta denuncia es en respuesta a la penalización por llenar de basura las carreteras del distrito metropolitano de Doncaster, todo para ambientar la grabación de su nuevo video.

Así se ha dado a conocer a través de la cuenta oficial en Twitter del municipio, haciendo referencia a una de las secuencias del videoclip en la que Adele conduce su auto del que salen volando papeles.

“Se le impondrá inmediatamente una multa por tirar basura”, han anunciado desde esa plataforma. “A pesar de sus reiteradas peticiones, no seremos indulgentes con ella”, añadieron haciendo un guiño al título del single, en el que Adele pide comprensión y que nadie sea demasiado duro con ella por su divorcio porque “era tan solo una niña y tenía buena intención”.

error: Este contenido esta protegido !!