Nicolás Maduro llega a Irán para firmar plan de cooperación a 20 años

Irán y Venezuela, ambos sancionados por Estados Unidos, han ampliado desde 2020 la cooperación, particularmente para proyectos de energía y swaps de petróleo.

 

El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, llegó este viernes a Irán, en una visita oficial de dos días en la que anunció que firmarán un plan de cooperación a lo largo de 20 años.

La visita del mandatario venezolano a Irán, un estrecho aliado de Caracas, es parte de una gira que lo ha llevado a Turquía y Argelia esta semana.

En una entrevista con la televisora iraní Hispantv, Maduro anunció un ruta semanal de vuelos Caracas a Teherán, que podrían vender café venezolano a los persas y que tienen previsto firmar el sábado un acuerdo en distintas áreas de cooperación y que opere a lo largo de los próximos 20 años, pero no dio detalles.

La agencia oficial iraní dijo que en la visita de dos días, Maduro se reunirá con su homólogo, Ebrahim Raisi. “Estoy ansioso de conocer al presidente” iraní, sostuvo el mandatario.

Irán y Venezuela, ambos sancionados por Estados Unidos, han ampliado desde 2020 la cooperación, particularmente para proyectos de energía y swaps de petróleo, que han ayudado a la nación caribeña aliviar el efecto de las medidas de Washington.

En mayo, la estatal Compañía Nacional de Ingeniería y Construcción de Petróleo de Irán firmó un contrato de unos 110 millones de euros para reparar la refinería más pequeña de Venezuela, de 146,000 barriles por día, dijo IRNA en aquel momento.

El convenio fue sellado tras recientes negociaciones con la presencia del ministro de Petróleo de Irán, Javad Owji, quien estuvo en el país sudamericano a inicios del mes pasado y se reunió con Maduro.

Luego cuatro fuentes dijeron a Reuters que empresas estatales iraníes iniciaron preparativos para reparar la refinería más grande de Venezuela, el Centro de Refinación Paraguaná, de 955,000 barriles por día (bpd).

Esos acuerdos sobre refinación profundizarían la cooperación energética que se ha convertido en un salvavidas para la industria petrolera venezolana, en medio de una crisis provocada por décadas de mala gestión y falta de inversión, agravada por las sanciones estadounidenses.

Adicionalmente, Irán ha enviado al país sudamericano cargamentos de gasolina y crudo para alimentar las refinerías.

Con información de Aristegui Noticias.

Ultimas Noticias