Corte Suprema de EU reduce poder de agencias federales

La decisión reciente de la Corte Suprema de Estados Unidos para anular la “doctrina Chevron” es significativa en el ámbito legal y político estadounidense. Esta doctrina, establecida en 1984, había establecido que los jueces debían deferir a la interpretación de las agencias gubernamentales en casos de leyes ambiguas o con lagunas. Esto significaba que, si una ley era ambigua, los jueces debían aceptar la interpretación “razonable” ofrecida por la agencia respectiva.

Con la revocación de esta doctrina, la Corte Suprema, mayoritariamente conservadora en ese momento, cambia el equilibrio de poderes entre las agencias federales y el poder judicial. Argumentaron que los tribunales no deben automáticamente aceptar las interpretaciones de las agencias, incluso cuando las leyes son ambiguas. Esta decisión refleja preocupaciones de la derecha sobre el excesivo poder del gobierno federal y la necesidad de limitar su capacidad para interpretar y aplicar leyes de manera que pueda cambiar dependiendo de la administración en el poder.

Esta medida es vista como un movimiento hacia la limitación del poder burocrático y una mayor supervisión judicial sobre las decisiones de las agencias federales en áreas críticas como el medio ambiente, la protección social y los derechos del consumidor. Es probable que genere un debate continuo sobre el equilibrio de poderes en el gobierno estadounidense y cómo se deben interpretar y aplicar las leyes en el futuro.